viernes, 15 de septiembre de 2017

La mayor parte de lo que aquí se dice sirve exclusivamente para mí desahogo personal. La influencia de mis palabras solo llega donde la voz tropieza con el primer muro. Pero sigo desgañitándome porque esa es mi forma de ser. Una y otra vez me he prometido adquirir mis materiales con sano juicio. Y una y otra vez me equivoco, no lo puedo evitar.


 Llevo una temporada usando líneas pe de marcas y distribuidores que no me ofrecen fiabilidad. Y consecuentemente, llevo una temporada con problemas en mis líneas de pesca.



El kairiki no es un mal pe. No alcanza (sobre todo en secciones finas, menores de #1.5) la capacidad de pesca de calidad Japón, pero es resuelto, suave y resistente. Sabemos que un 0.18mm no lo es tal pues al menos en la información viene también la conversión -mal realizada- al sistema nipón. Es, realmente, un #2, o sea un +- 0.23mm. y es así, una vez medido y controlada su resistencia al nudo.



Ahora voy y me compro el clímax mi G 8, un braid resistente, menos suave y que destiñe mucho. El 0.18 mm viene para una resistencia de 18 kilogramos, una absoluta barbaridad si se refiere al nudo ( qué sentido tiene marcar otra resistencia que no sea al nudo...)No es un 0.18 mm o al menos no es un pe #1.2 ni harto de vino. Con una bobina de 270 metros cargo la bobina del Penn Clash 4000 que admite casi 300 metros de kairiki #2.



Compro un tubertini 8X, un trenzado ramplón que carece de la suavidad de cualquier pe de calidad. Un 0.16mm muy ambicioso, porque la evaluación me dice que es al menos un #1.5.



Suma y sigue...




Mirad, hay que tener en cuenta estos asuntos. Un colega me criticaba la resistencia del ygk Up grade. Usaba el #1.2 y se quejaba de su resistencia. Es que un 0.18 mm "verdadero" es un braid fino, que hay que usar con tino y es absolutamente necesario montar un leader. Claro, comparado con un kairiki 0.18mm le pareció que era muy malo, ja,ja. ahora vete y prueba el kairiki 0.15mm ( que como sabemos está consignado como un #1.2) compararlos entonces, y no te digo un J-braid #1.5...



Bueno, con esto resumo mi enésima controversia y me prometo usar pe de primera calidad. Merece la pena. Probaré el avani (Morris) x8 sea bass super sensitive y el morethan sensor 8 braid ( bueno, éste ya lo probé...) porque con la línea de pesca no se puede andar jugando.

lunes, 11 de septiembre de 2017

Me ofrecieron una caña km 0 y apenas dudé. Ya estoy habituado a los blanks HVF , así que en cierta forma voy a lo seguro. Mi lateo Q 110 MH rompió quizá fruto de muchas sobrecargas. Un blank ajustado para CW máximo de 60 gramos no resistió los envites con vinilos y chivos de 75 gramos.

La saltist 1002 XHFS se desarrolla a partir de un blank HVF con refuerzo X45 sobre el que se montan una serie de 9 anillas ags más una anilla de puntera. Para una caña de tres metros no es una cifra desdeñable. Cuesta ajustarlas y al final la anilla de salida está más cerca del carrete de lo habitual en las cañas de spinning actuales. Pero de otro lado, aportan un equilibrio y apoyo sobre el blank que confiere más potencia si cabe a la vara.

El grip es perfecto, por longitud y tipo de agarre y la verdad es que me acostumbré con una rapidez asombrosa. He de reconocer que está adaptación a la saltist , con lances cómodos, precisos y largos de vinilos de hasta 70 gramos me ha maravillado.

El balance, cuando se coge sin montar el carrete, es óptimo. No hay sobrepeso , que se concentra en la zona del grip. Como no es nada largo y además la anilla de salida ( a pesar de ser tan ligera siempre suma) apoya ese equilibrio.

Cuando se agita se comprueba el nervio del blank y puede parecernos dura, pero hay que considerar que está considerada como una H pura.

Cuando se monta el carrete (en este caso un TP4000XD cargado con pe kairiki #2)  la sensación de ligereza y potencia se comprueban en un primer lance con 70 gramos.

El tip es fino para una caña de esta categoría, pero tengamos en cuenta que debe responder con elasticidad cuando usamos señuelos desde el mínimo C.W. (28 gramos)

No me había adaptado al montaje ags de la labrax 106 MH. No sé qué me pasó con esa caña, pero me dio una opinión de las anillas de daiwa que ahora tengo que matizar. Es posible que haya algo en la "labrax" que no comprendí, tal vez una rigidez que me hizo desesperar por ni poder sacarle  partido.

La saltist ha recibido unas horas de duro trato y los lanzamientos fallidos han sido mínimos. La encuentro muy operativa y funcional, ligera y perfecta para el spinning H que suelo practicar.










lunes, 4 de septiembre de 2017

Esto se repetirá hasta que deje de ir a pescar. El problema está en la tremenda recesión. Muy pocas roballizas, hay más posturas que roballos. Queda luchar, buscando hasta quebrar el espinazo.

Me levanté a las 07:30 AM. Llovía agua fina. No bajé al primer spot, no me apeteció. Fui a tomar un colacao con un pincho de tortilla.

La cara del tiempo mejoró. Bajé otra postura. Solo pequeñas lubinas, que solté. Buen mar, aunque si estuviera más fuerte...

Retirada, no sin antes probar al repunte de la marea en otro spot muy bueno. Tras unos lances, strike con el Sandy 62.

Están "duras" no, lo siguiente. Pero con mares de NO alguna pasa por los recintos de siempre, cuando en cada poza había una roballiza.



En la pesca, como en la vida, se pasa de esto:

A "esto"...



Probé el sufix  8X, el de color azul. Un braid que me da problemas de ovillos. Tres jornadas y ninguna sin generar estos enredos tan indeseables. Hacía tiempo que un braid no me daba tan pésimo resultado. A olvidar.




sábado, 2 de septiembre de 2017

El TP XD va sensacional. Está cumpliendo con su trabajo. Lubinas, más que escasas. En todo agosto apenas fui, con esas morturas de este. Ahora viene de poniente y el mar está bueno. Ya hay fresco por las mañanas y los días han menguado. Hoy empieza el ciclo de mareas tras las cuadraturas. Como había buen mar fui, pero nulo resultado en diferentes y excepcionales Spots. Esta tarde volveré al ataque, que no quiero dejar mi tierra sin algún roballo más.









La vida pasa en un santiamén, hay que aprovecharla. La tragedia llega y deja a las familias sin consuelo. Hay que mirar de frente al destino y valorar lo importante, que no es otra cosa que los seres queridos. El dinero no es todo, pero si con un poco de ahorro me puedo permitir este carrete, pues...no da la felicidad, pero yo soy feliz pescando, viendo que aún puedo frecuentar posturas de aventura. Me siento vivo, y eso es lo trascendental en la vida.

Van staal vr 50, para el 2018, si llego...



sábado, 26 de agosto de 2017

Dando algún paseo, esperando el mar como el marino encerrado en una calma chicha el el viento espera.




viernes, 25 de agosto de 2017

El kagelou 124, un shallow Ranger Minnow de 22 gramos, dotado del stm lbo II. Diseño de labio muy visto. Interesa la capacidad de lance y su acción. Intentaré comprarlo.

http://www.megabass.co.jp/site/products/kagelou124/


jueves, 24 de agosto de 2017

Probando el Ceys especial plástico, que me recomendaron en la tienda de pesca. Un lápiz para imprimación y el pegamento. Funciona bastante bien, incluso para estas cabezas YKR que se resisten. Al menos no es caro pues por poco más de 7 euros podremos pegar infinidad de vinilos.




La cabeza Deep n°3 del Black minnow me irá bien para llegar más lejos. No la había probado. Son ya 37 gramos y unida con el cuerpo 120 es perfecta. Compré color noir y kaki/ Rouge.




No suelo emplear gramajes tan ligeros pero nunca se sabe si se pierde una oportunidad, así que el shore 12 gramos me puede dar resultado.



A las colas 120 de fiiish les va la cabeza YKR tanto las de 27 como las de 40 gramos. También probaré estas últimas con los cuerpos kisuto 100. La sensación es de peor calidad ( aunque las Black Minnow  no destacan por su resistencia) pero son menos caras que las fiiish y vienen con el anzuelo incorporado.



Pero el mar no llega y las vacaciones se van. Casi lo agradezco pues he disfrutado con la familia, que se lo merece. A ver si empieza la temporada tras el verano y que traiga muchas roballizas.


miércoles, 23 de agosto de 2017

Rompiente mínima y a bajamar en las zonas más bravas. Escaso mar, que me disuade cara a bajar con las mínimas expectativas.

Días festivos que ya no aprovecho para el baile y la farra como antaño. Por lo menos tengo ilusión para cuando vuelva el mar de fondo, y las roballizas al tiempo.




domingo, 20 de agosto de 2017

Apenas movió el mar, por lo que estuve "parado", disfrutando de la familia. Ayer movió con el cambio de cuadrante a NE. En una excursión evocadora de mis años jóvenes y en mi pueblo natal, acompañado de un gran amigo y compañero, disfrutamos pescando unos sargos.

Para mí fue una jornada cargada de tintes nostálgicos. Viví épocas de abundancia y pude comprobar que, afinando la técnica, aún se pueden engañar peces . El tamaño medio queda lejos de aquellos "perrones" de antes, pero soy consciente que fue una pesca notoria para los tiempos que vivimos y la época del año.


 Ese spot sé que tardaré en volver a pisarlo. El paseo fue maravilloso, pese a constatar cómo de mal han quedado las playas tras los desprendimientos habidos hace años. Esas boleras donde había tanta pulga, ahora son meros "solares" de pedruscos venidos de otro lado. La configuración ha cambiado y nunca veré el "carretón" ni portizuelo como  antes. Toca resignarse y apreciar estos momentos únicos e irrepetibles mientras el tiempo comienza a jugar a la contra.


El vadeador akada ( Vega) se ha acomodado conmigo. Es muy funcional, gracias a ese bolsillo tan espacioso y esa cremallera que facilita orinar. El fallo que presenta es la falta de refuerzo en la culera. Lo he usado con profusion, pero entiendo se ha roto prematuramente. Es una pena aún cuando he realizado una reparación que espero aguante.  Con un trozo de neopreno ( de un calcetín roto) he tapado y pegado. Simple componenda para un Vader que desearía ver mejorado, aunque esto es asunto del fabricante.




Bueno, estamos en ciclo nordeste bronco. La noche puede ser nuestra aliada pero no estoy para esos trotes. Hoy madrugué para intentarlo, pero, salvo dos pequeñas lubinas, no hubo resultado. Otra vez será.

Os dejo una foto de hace dos días, en la playa de cueva, un maravilloso escenario que también forma parte de mi vida.






miércoles, 16 de agosto de 2017

Nada, el tiempo no acompaña. Fui a comprar trenzado. A ver que tal va el sufix 8X. Elegí  el #1.5. pero bueno, es que no dan una, porque la bobina marca para el   #1.5 un 0.18 mm. Pero ¿el 0.18mm no es un #1.2? Me van a volver loquito...







A ver si mañana echamos una varada. Iremos de excursión y pescaremos a boya, especialidad que no práctico desde meses atrás. Espero no se me haya olvidado coger la caña de 7 metros, je,je.

Probaré  el shad hypoteez de 12.5 cm de westin . Me gusta el diseño. Les he pegado las cabezas biga de 40 gramos y supongo que funcionará bien.



martes, 15 de agosto de 2017

No hay espuma. Cuando bate y queda blanco entre los peñascos de la Mina, conviene coger la vara y bajar el cantil a la lubina. Cuando eso llegue, bajaré ; mientras tanto, a vivir del recuerdo...


domingo, 13 de agosto de 2017

Una sidra en soledad. Un agradable momento en un ambiente sereno. Me encanta visitar el campo de San Timoteo en periodos de tranquilidad.

El estado de la mar no invita a pescar. Visitamos el parque de Cabarceno, en Cantabria. Pese a la situación de confinamiento, los animales se ven saludables. El parque es impresionante.

Esta semana viene mar de fondo, estoy deseoso volver a enfrentarme al mar que más quiero...







martes, 8 de agosto de 2017

Forma parte de la época de escasez que vivimos convertir el encuentro con alguna lubina en un acto desesperante. El panorama actual no invita al optimismo respecto al progreso de la pesca deportiva. El vertiginoso ascenso de la modalidad puede ser algo pasajero. El spinning, sin capturas, acabará en el.olvido, por el propio cansancio de los aficionados.

Yo percibo este problema día a día, en  la soledad que vivo en mis mejores posturas. Los roballos escasean tanto que muchos aficionados preferís disfrutar de capturas menores en zonas de fácil acceso. El boom comercial y publicitario puede estar condenado al fracaso si las capturas se vuelven una simple anécdota. ¿Cómo sumar aficionados ante la frustración continuada?
Además, está disciplina puede ser cara si nos dejamos llevar por la publicidad exacerbada que se sirve en todos los medios.

Mirad, hago gala de la sinceridad de siempre. Pesco algún roballo, de vez en cuando. Pero no os imagináis la cantidad de lances, kilómetros y dedicación que esto requiere. Si alguien quiere aumentar su probabilidad de capturar lubinas, mejor hace contratando un chárter. Pero esas roballizas las "pescará" el patrón, que cobra para dejarte en posturas inalcanzables para el pescador de costa.

Yo soy duro y me resigno en la aceptación de la situación actual. Lo hago por pasión y porque quiero disfrutar lo que me quede, que puede no ser mucho. Los jóvenes lo tenéis muy complicado y solo alguno de entre vosotros llevará dentro de sí esa pasión absolutamente indispensable.

Los tiempos buenos hace mucho que han pasado. De hecho, desde las años 80 la caída en la población costera de lubinas ha sido espectacular. Donde circulaban robalos ahora estos ejemplares aparecen esporádicamente. Y dentro de un tiempo quizá -y ojalá me equivoque- desaparezcan definitivamente.

Como poco os deseo suerte, ánimo y no dejéis de echar un último lance, que puede que sea el que aferre un buen roballo...


Estos días han sido complicados. Los peces están difíciles. Los capotes, diarios. Y eso pese a que el mar no está mal del todo.

Hoy volví a darle muy duro. Lo peor es que pese al estado óptimo del mar en el spot que visité, los robalos grandes ni aparecen. Al final, una lubina muy guapa tomó el Sandy Andy. No hubo más, pero mañana se intentará otra vez. No hay otra manera, y eso es lo que tendremos que aceptar en la actualidad.



lunes, 7 de agosto de 2017

Tengo que hacerle "kilómetros" pues las prestaciones en distancia no me han parecido conforme a lo esperado. Consigue metros, pero no vuela con la finura y estabilidad de otros señuelos daiwa como por ejemplo el set upper 125.

En el agua, la estabilidad, dado por ese labio ancho y profundo, y la acción ( bestial w&r de alta frecuencia e intensidad) hacen del z LH 130F HD una máquina en condiciones severas.

Dadas las cosas no sé si preferir el hermano mayor, con más musculatura y una acción fenomenal. Y si me dan a elegir, aún siendo diferentes señuelos, el set upper 125 DR me parece un jerkminnow muy afinado y capaz, una verdadera revelación en su momento.













sábado, 5 de agosto de 2017

Tambaleo suave, vocación por làmina superior agua, buena distancia de lance. Con la puntera baja y jerking+ s&g va de maravilla. Pero con viento y desde alto, mejor buscar otra solución.


jueves, 3 de agosto de 2017

Tengo "mono". Hoy voy...sudoeste y el mar quiere aumentar. Alea jacta est...

martes, 1 de agosto de 2017

El responder 129 F lo adquirí en un momento de descuentos puntuales en una tienda. Como la colección Shimano exsence Japan es tan prolífica, ya no sabía muy bien...

Resultó, y me hice con más unidades. Lanza bien, es muy "slallow" y sobre todo, les gusta a las lubinas.

Así que no veía el momento de probar esta versión extendida de 15 cm y 27 gramos de peso.









Mantiene esa acción por arriba y es un jerkbait que precisa contacto de la puntera con la superficie. Desde alto y con oleaje es complicado controlarlo, por lo que no podemos compararlo con el silent Assassin, que está diseñado con otros objetivos.

Se mueve grácilmente, con un W&R muy sugerente y continuo y admite de buen grado golpes tipo jerking.

Mejora mucho el lance de su hermano pequeño. Esta virtud, junto a su diseño para funcionar en superficie (30-60cm) a baja velocidad, le hacen estar a caballo entre los shallow minnow tradicionales y los Slim más potentes y capaces.