viernes, 13 de enero de 2012

DREMEL 8000 Vs HITACHI GP10DL

Encontrar competidores a la tan conocida DREMEL



En su día me incliné por adquirir un modelo de amoladora tipo cordless. Y la Dremel 8000 cuenta con suficiente voltaje y dispone de buena capacidad de batería para enfrentarse a trabajos que requieren cierta potencia. Funciona con un voltaje máximo de 10.8V, que es suficiente para este tipo de máquinas amoladoras. Y es de resaltar su diseño ergonómico y su ligereza. Cuenta con diez posiciones que entregan desde 5000 a 35000 revoluciones, con lo que es posible hacer desde trabajos muy finos de pulido hasta corte de metales. 



En cuanto a la fiabilidad, tengo que decir que han sido muchas horas de trabajo durante dos años y el motor ha resistido sin problemas. He colapsado una batería quizá por esperar al agotamiento para hacer la carga, un error de principiante cuando claramente se recomienda (como todas las baterías) cargarla antes de la descarga total. Pero pasa cuando quieres apurar un trabajo y no dispones, como ahora, de recambio. Así que tuve que añadir más costes al de la amoladora.

En mi unidad surgió pronto un serio problema con el selector de velocidad. Vamos, que directamente se estropeó. No puedo extender esta vicisitud a otras, seguro que fue algo puntual.

Pero decidí adquirir otra máquina, como forma de contar con una sustituta en caso necesario; aunque, si os he de ser sincero, casi la compre por vicio…


La Hitachi GP10DL es una amoladora que compite con la anterior en prestaciones, aunque no dispongo de datos acerca de fiabilidad y no he captado impresiones de espacios divulgativos como foros y similares. Me “he tirado a la piscina” sin mirar.

Voltaje y capacidad de batería son iguales, aunque la Hitachi parece subir a 12 V. Trabaja igualmente desde 5000 a 35000 revoluciones y el regulador es muy suave y preciso en el transito de menos a más (pero sólo cuenta con 4 posiciones). La verdad es que, a máxima potencia, parece mejor en prestaciones. Pero esto no es un problema, pues ambas cuentan con más que suficiente capacidad para nuestros trabajos creativos. 

Como “defecto” al menos de forma subjetiva encuentro que el interruptor-selector de velocidad está situado en una posición poco accesible. Es preciso, si agarras la amoladora con la mano derecha, usar la otra mano para cambiar de posición.



Si vemos la DREMEL, el interruptor-selector de velocidad se localiza en la parte superior y podemos desplazarlo desde 1 a 10 posiciones, con el dedo índice de la mano de trabajo. Esto es una ventaja de manejo, sin dudas.

La batería es la típica de combustible Litio-ion. Ambas cuentan con misma capacidad, unos 1500 mili amperios hora. La Hitachi (BCL 1015) pesa 196,7 gramos, frente a los escasos 150 gramos de la americana. Es claramente más pesada, lo que contribuye a incrementar el peso en la máquina. Es recomendable contar con una par de baterías, que son fáciles de adquirir en los comercios especializados.




El tiempo de carga sí varía, de forma rotunda. El cargador precisa casi 3 horas, mientras que el UC 10 SFL “HITACHI” se contenta con unos 40 minutos, algo que me sorprendió bastante.

El peso de la GP10DL juega claramente en su contra. Son casi 500 gramos (480 gramos) frente a los 424 de la DREMEL. Se nota bastante en la carga sobre la mano. Con ésta última, los trabajos finos son más simples, aunque es cuestión de acostumbrase, supongo. El agarre es ergonómico en ambas, pero como dije, en la Hitachi se nota el peso de la batería.



El botón de bloqueo del eje tiene un manejo más suave y atinado en la DREMEL. Se encuentra mejor la posición.


La tuerca de retención compatibiliza con diferentes boquillas. Para la Dremel conseguí una tuerca universal que permite fijar todda suerte de herramientas.




Piezas y herramientas. Ambas cuentan con un sinfín de herramientas. Me gustó la promoción de la GP10DL, pues viene con un maletín con 389 piezas (hay un kit con 200 piezas, que sale más económico).

En cuanto a precios, la Dremel, con 40 accesorios (maletín y cargador) se encuentra a menos de 90 dólares USA, precio en el que es posible encontrar la HITACHI, si bien en Ebay hay menos referencias.


Impresiones:

DREMEL 8000: más ligera, con una ergonomía que para mi gusto es superior y capaz, por consiguiente, de trabajos más delicados. Velocidad lenta de carga. Mejor localización y accesibilidad del interruptor-selector de velocidad. Botón de bloqueo del eje más manejable. Tras uso intensivo de dos años, alta fiabilidad de motor, pero tuvo fallo en selector de velocidad.

HITACHI GP10DL: sensación de contar con una máquina más potente y profesional, para trabajos duros. Carga muy rápida de batería. Peso algo elevado. Cuenta con foco de luz direccional para iluminar zona de trabajo.Fiabilidad a comprobar.


 




*Mi conocimiento acerca de este tipo de amoladoras es limitado, por ello hago hincapié en la naturaleza primaria de este artículo.

2 comentarios:

  1. Para fabricar mis pececillos y para otras cosillas plomos grapa y demas bricochorradas tengo una SKILL 1415 que viene con 25 piezas y vale 30 euros y va de cine eso si no tiene bateria solo va a cable y tiene 125watt yo estoy encantado con ella

    ResponderEliminar
  2. Yo tengo un Demmel y la verdad me arrepiento que otros “Power Tools” son más baratos y traen en doble de accesorios.

    Un Saludo. Frank

    ResponderEliminar