martes, 24 de abril de 2012

Ayer llegué última hora para presenciar un cegador crepúsculo. Un momento de nirvana con un mar que se vuelve a encabritar y un aire que hoy da muestras de poder.

la pesca en un segundo plano, por desgracia.

Las fotos, bastante movidas por  el tremendo aire que reinaba.  Aumentar la velocidad de obturación, a f 2.8 y la ISO a tope, para intentar que no se mueva, incluso el tamron 17-50 VS (qué sería si este sistema...).

Enfin que a ver si me toca la lotería para cambiar todos por objetivos canon oficiales. Pero, es lo que hay...








2 comentarios:

  1. Querido Carlos... No siempre los objetivos "oficiales" con los mejores. te lo dice un aficionado a la fotografía y a la pesca! jejeje
    Un saludo de un fan!

    ResponderEliminar