viernes, 28 de septiembre de 2012

ASPIRE 300 XH, más "caña"...



Podemos practicar spinning acompañados de cañas de un precio hasta 4 o5 veces menor; podremos lanzar casi tan lejos, combatir con el mayor robalo y disfrutar de lo lindo. Entonces ¿qué sentido tiene, salvo cuestión de sibaritismo o, en el peor de los casos, elitismo?

Conseguir aunar varias propiedades tan importantes no es fácil: precisas de carbono de alto módulo, un diseño eficaz e inteligente y un proceso de preparación del blank moderno y  de alta tecnología. Aunque a veces me asaltan dudas de si estos blanks que tanto disfrutamos, y pagamos a un alto precio, están tan lejos del fabricado en una nave de imposible pronunciación en una ciudad industrial del oriente chino...


La ASPIRE 300 XH no es una caña de shore jigging, no  lo dudéis. Es una caña de spinning 100%, y ni siquiera de spinning pesado. Está concebida dentro de una colección con diversos C.W, tal vez- y soy mal pensado- para  intentar vender más cañas. Porque si, y de ahí mi razonamiento,  se parametriza en un C.W. 15-85, me pregunto yo ¿cómo van a vender la 20-50 y la 50-100? Realmente venderían “casi” un solo modelo.


Esta reflexión es un absurdo técnico, pero no se aleja demasiado de mi pensamiento, pues la ASPIRE 300XH diremos que es mejor una MH o H pero ¿XH?

Y si hacemos las pertinentes pruebas, como he realizado, sí que es capaz de lanzar pesos mayores de 85 gramos; aunque también podemos hacer funcionar plugs de 15 gramos. ¿Cómo se come esto?

Pues ahí está la explicación a cómo un blank es de calidad, bien elaborado y resistente, dotado de una gran sensibilidad en el tip y mucha reserva en butt.




He lanzado desde 22 gramos ( rowdy 130) hasta chivo “Rober” de 77,5 gramos. La secuencia de distancias ( Caldia 4000//PPro 15 lb) es la siguiente:

Rowdy 130 (22 gramos): 75

SLS 17 F-G (28 gramos): 83

SLS 17 S-G (30,5 gramos): 89

Ultra eel 55 gramos: 87

Ultgra eel 65 gramos: 92

Chivo 65,5 gramos: 94

Chivo 77,5 gramos: 103



Por debajo el blank pierde  algo de eficacia. Probé con un chivo de más de 85 gramos y lo carga, pero considero ahí cierto límite técnico.





La caña es en extremo resistente y sensible, propiedades complicadas de mezclar para un rango de pesos tan amplio. Por ello encuentro que SHIMANO Europa sigue fiel a su forma de ver las cosas, algo alejada de una perspectiva eminentemente técnica, y nos quiere vender – seguro que con la mejor voluntad- lo que no es.  Por ello es complicado decantarse. Me la jugué con la caña, pero  no he errado. Si pudiese probar la 20-50 sacaría más conclusiones, amigos.




Una capacidad de lance media a alta, un formidable acabado, buenas guías y grip y  la ventura de contar con un arma muy versátil, polifacética  y un poco “loca”.





1 comentario:

  1. Buen estreno carlos,y seguro que buena sensación con la Nueva ASPIRE.Seguro que caeran muchos robalos y ver como dobla esa puntera hasta las rodillas.un abrazo colega y dale caña que seguro que hay algun machote escondido.

    ResponderEliminar