jueves, 1 de agosto de 2013

Limited color SLS, funcionando...

Sobre el tema de los colores siempre cabrán elucubraciones, más propias del pescador que de la lubina, claro está. No obstante creo tener varias cosas claras, pero como no es memester dedicar ahora tiempo a estas divagaciones solo mencionaré una: los gold profusos en flanco no tienen igual cuando el sol está fuerte en días claros y con mar movida, y aguas tapadas blancas. Resaltan mucho, se combinan perfectamente con la incidencia de los rayos del sol y son muy muy lamativos para toda lubina curiosa y no demasiado precavida.






Los gold de Daiwa son fenomenales, si no vuelta a empezar con un tema probado hasta la saciedad. Y ayer algunas lubinas poco experimentadas  me dieron la razón, una vez más. Lástima que los robalos no estén ( esperemos a que entren mares de fondo, cuando finalize el verano) por la zona del Seixo. Pero bueno, lo interesante es pasar un par de horas en contacto con un mar que aún tenía algo que decir, pues hoy está mas parado que una lapa jubilada.

El Black gold ya veis que tiene sus típicas erosiones, pues por mucho que gritemos la calidad de acabado no mejora ni a tiros.  Una pena, pues varios golpes y ya se ve con desconchados...

Pero funciona, tanto como el Day green que es precioso. Al lime glow no le hacían ni caso, pero este color será mejor con aguas más oscuras a media luz o pasándolo cerca de la arena.





El Blue neon es maravilloso y tendrá su oportunidad. Oportunidades que las pintan clavas, ya que los usaré con cuidado, que , como hoy le dije a un colega: "son para el museo robalospin"...







No hay comentarios:

Publicar un comentario