lunes, 28 de octubre de 2013

Esta temporada predominarán las mañanas de eterno vagar. No puedo conducir mi vehículo, así que Santa Cruz y aledaños servirá, una vez más,  para satisfacer mis necesidades artísticas. A una mano es posible facturar unas fotografías, de por sí mejorables. Lo comparto con ustedes, sin perder de vista el objetivo final: los robalos de invierno...











1 comentario:

  1. Hola,Carlos. Ya están aquí los primeros maretones y con ellos,esperemos,que lleguen los roballos.
    Saludos cordiales y que tengas una buena (y breve) recuperación.

    ResponderEliminar