jueves, 9 de febrero de 2017

Funciona bien. No tiene la suavidad de un certate ni desarrolla la potencia del saltiga. La línea sale rápido. El asa del pick-up queda fija en una buena posición, que no interfiere con posición de los dedos durante el lance. La recuperación  se hace fácil y veloz gracias a un ratio elevado y una manivela práctica. El cierre es muy eficaz. La línea se ajusta a la hendidura del guía hilos. No he tenido problemas de ovillos. El PE se acumula perfectamente. El freno se regula enseguida. La adaptación es sencilla, de juego de niños.

Ahora requiere horas de trato duro. Veremos cuántas jornadas resiste.




3 comentarios:

  1. Bueno, bueno... Con esa información de lujo y estos vídeos. Además del caldo de un asilo, como se suele decir, o el saldo de mi cuenta, no creo que haya nada más claro. Así que, si hay alguien que haya tenido duda en tirarse a la piscina con los ojos cerraos pa comprarlo, ya sabe...Sin problema ¡de coco del tirón!¡iiiinnnn! ¡Al ataqueeeerrr!
    Carlos, ahora falta ese vídeo de una lucha brutal, acojonante, con la caña más doblá que el arco de una puerta gótica.
    Un abarazo, campeón.

    ResponderEliminar
  2. Tremendo análisis de la máquina. Gracias por el gran trabajo, Carlos.
    Espero que la suerte acompañe a la compra, con muchas jornadas por delante y, por supuesto, con muchos robalos para poder forzar, pues la pinta es brutal.
    Igual acabas de encontrar la respuesta a carretes que superen los 400 euros...
    ¡Si las lubinas entendiesen de dinero!! jeje
    Un saludo y buena pesca.

    ResponderEliminar
  3. Ya nos dirás como envejece.Si el optimismo de estas primeras impresiones se confirma,será una muy buena opción a tener en cuenta.

    Saludos,Carlos

    ResponderEliminar