lunes, 20 de febrero de 2017

Una mirada, un respiro...Y seguimos adelante.


2 comentarios:

  1. La mirada atrae, pero el salitre que inhalamos, envenena la sangre y nos invita a volver.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. El que sin duda respiró hondo, hondo, que por poco explota, fue el robalo que te vio seguir palante...

    ResponderEliminar