miércoles, 7 de noviembre de 2018

Desde hace unos años tengo la sensación que en esta época entro repetidamente en una singularidad e/t. Pasa el tiempo y me doy cuenta de la capacidad de contracción/ expansión relativista de  este parámetro. Además, al perder parte de la conexión con el mar, es como si este no existiera, aún estando a mis pies. Pescar en fin de semana es poco para mí y de lunes a viernes mi vida se dilata en una forma que no se explica de acuerdo con los preceptos comunes de la física. Estamos a miércoles y la percepción que tengo, claramente errónea, es que hace como un año que no voy a pescar. Pese a la satisfacción de ver crecer a mi hijo, al que cuido, vigilo y alimento, y con el que disfruto apasionadamente, me queda ese poso de tristeza inexplicable por no desahogarme todos los días en mi lugar preferido de esparcimiento, que no es otro que un acantilado que dé la cara frente al mar de fondo. Las obligaciones marcan la pauta y se vuelven prioritarias, pero en una mente que vuela como un alcatraz hacen gemir a mi corazón... irracionalmente.

7 comentarios:

  1. Te comprendo yo trabajo en el hospital y miro 100 veces por la ventana mi mar querido y me digo quien pudiese escapar y echar unos lances je je

    ResponderEliminar
  2. Quizás haciendo del ejercicio de la pesca, un modo de vida, se solventaría la situación. Aunque en España es algo muy difícil.
    Llévalo lo mejor que puedas y animo.
    Un saludo Carlos

    ResponderEliminar
  3. Te entiendo perfectamente y me transmites una sensación muy cercana. Las cañas, señuelos.... Y demás aparejos no los compramos con dinero lamentablemente.... Lo compramos vendiendo nuestro preciado tiempo durante semana... Un abrazo Carlos

    ResponderEliminar
  4. Carlos, no le des mas vueltas...es otoño y nosotros también nos marchitamos como una flor en este proceloso laberinto de la vida, pero resurgiremos como el ave Fénix de nuestras tribulaciones tan pronto sintamos en nuestro rostro ese olor inconfundible a salitre . Mientras bien vale la pena disfrutar de nuestra familia que nos soportan todo el año, sobre todo nuestras rarezas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Quise escribir algo acorde a las sensaciones que expresas pero por estar en un momento intenso de muchos sentimientos , por varios motivos distintos no soy capaz; sólo decir que sacrifiqué el verde de mi bahía por el verde de unos ojos en los mejores días del estío... aun sabiendo que quizá a cambio de nada, sólo de unos momentos llenos. No mucha gente puede afirmar haber vivido momentos plenos y darse cuenta de ello mientras los estaba experimentando... La vida es experimentar incluso el amargor de lo que se nos escapa. Lo que se nos va. Todo aquello que no podemos dejar atrás.

    La renuncia a nuestros acantilados, por obligación, por placer, o por destino, como fue en mi caso, quizá sea algo ya programado que viene con nosotros desde un momento que somos incapaces de recordar porque sencillamente no se puede...o porque no nos está permitido ya que si no este gran juego que llamamos vida no tendría motivo.
    Sea por lo que sea, disfrutemos de los momentos siendo plenamente conscientes. Para todos y para todo, la suerte está echada. Un aabrazo.

    ResponderEliminar
  6. Tampoco nosotros somos inmunes a la nostalgia propia de estos meses otoñales.A mi también,en ocasiones,me asalta esa especie de desasosiego,esa sensación de no saber aprovechar el tiempo como debería hacerlo.Pero ese sentimiento,tal como viene,se va.Supongo que es algo natural,que se acentúa con la edad.

    Saludos y ánimo,compañero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "esa sensación de no saber aprovechar el tiempo como debería hacerlo"
      Justo... Hoy no se.. Pero me siento idénticado con cada palabra que leo... Cuando tengo tiempo no se como usarlo... Quizás en su mayoría para aburrirme... No hacer nada... O cosas autodestructivas (así de claro) y.... En su mayoría pescar... aunque siempre me queda dormirme pensando en la siguiente puesta tras haber estudiar un poquito los partes... Un abrazo

      Eliminar